El episodio tuvo lugar en la madrugada del jueves, cuando una casa de chapa y maderas ardió de manera total en la calle 30 entre 81 y 82. Afortunadamente, una mujer y un menor de edad lograron escapar, aunque sufrieron algunas quemaduras leves.

Es una situación que se repite frecuentemente en la región. Luego de este voraz incendio, la familia quedó en la calle.

Por eso, ahora piden ayuda para poder empezar de nuevo y quienes quieran colaborar se pueden comunicar al teléfono 2214199320.